Artículo: Gimnasia Facial

Vipassana colabora con revistas y portales web relacionados con el mundo de la salud y la belleza.

Os dejamos con un artículo que se publicó en la revista Vida Estética.

gimnasia_facial - vida estetica-1

Gimnasia facial

Para prevenir el envejecimiento del rostro

El masaje facial puede ser una solución sencilla y eficiente contra el envejecimiento cutáneo y muscular del rostro. Con unos simples ejercicios, se consiguen unos rápidos beneficios visibles a los pocos días. Aprende cuáles son los pasos a seguir, aplícalos en tus clientes y enséñaselos para que ellos también puedan realizarlos en casa.

El masaje es una forma de estímulo físico, preferentemente manual, sobre el organismo que provoca reacciones biológicas, metabólicas, psicológicas y sociales beneficiosas. Probablemente es la herramienta terapéutica más antigua que el ser humano utilizó para proporcionar un recurso natural contra el dolor.

Se puede definir el masaje como el conjunto o combinación de manipulaciones idóneas efectuadas y adaptadas a las distintas regiones del
cuerpo. Usando el masaje con una determinada presión (profunda o superficial) y con una velocidad (lenta o suave) se logrará generar un ritmo que conseguirá enviar señales, a través de la piel, al cerebro. Estas conseguirán que todos los sistemas se relajen o activen en función del tratamiento que se quiera generar, de los que hablaremos a continuación.

Qué es la gimnasia facial
La gimnasia facial es un procedimiento estético, y también terapéutico, que utiliza los mismos ejercicios que se realizan para la rehabilitación y fortalecimiento de estructuras musculares corporales.
Expertos en técnicas de belleza comprobaron que, al tonificar los músculos faciales, se produce un efecto lifting que mejora el aspecto general del rostro. La gimnasia facial, combinada con ejercicios de relajación como el yoga, elimina las tensiones acumuladas de esta musculatura. La tonificación y relajación de los músculos del rostro permite eliminar las marcas del estrés y conseguir un efecto lifting natural. Algunos profesionales entusiastas de la gimnasia facial afirman que el fitness facial, además de tonificar y moldear el rostro, puede llegar a sustituir al bótox y a la cirugía.

Beneficios
Los músculos del rostro son pequeños y finos comparados con los del resto del cuerpo. De esta manera, los beneficios de la gimnasia facial se perciben ya desde el primer día y los cambios más significativos pueden observarse a partir de los dos meses.
Los beneficios de la práctica regular de la gimnasia facial se pueden clasificar en dos grandes grupos:

Estéticos:
-Reafirma el tejido cutáneo y tonifica la musculatura del rostro frenando su deterioro.
-Por su efecto de drenaje linfático, limpia las células eliminando toxinas.
-Mejora la circulación sanguínea, favoreciendo la entrada de nutrientes y oxígeno a las células.
-Previene la aparición de arrugas faciales y difumina las pequeñas arrugas ya existentes.
-Contribuye a mantener la correcta movilidad y elasticidad de los músculos cutáneos contrarrestando el paso del tiempo.
-Ayuda a eliminar la tensión de los músculos de la cabeza y el rostro, siendo un remedio muy efectivo en los dolores de cabeza, cuello y mandíbula causados por el estrés.
-Ayuda a atenuar y disminuir paulatinamente las ojeras.
-Aumenta el volumen de los labios.

Rehabilitadores:
-En casos de parálisis facial y tratamientos estéticos que restan expresividad al rostro.
-Quemaduras y cicatrices en la cara.
-Bruxismo o apretar o rechinar los dientes sin un propósito funcional.
-Dificultades en la articulación de la mandíbula, sobre todo debido al estrés.
-La musculatura del cuello se tensa después del bloqueo por posturas incorrectas.
-Vista cansada: con la gimnasia facial se descansa la mirada y se aporta brillo a los ojos.

Pasos para la gimnasia facial
Es aconsejable realizar estos ejercicios tumbados, en un lugar cómodo que permita relajar toda la zona cervical y centrarse únicamente en el rostro.
-Calentamiento: se masajea el borde de las dos orejas, lóbulos incluidos, usando los dedos índice y pulgar.
-Frente: para limitar los daños producidos al fruncir el ceño, hay que colocar las yemas de los dedos sobre las cejas, cubriéndolas completamente.
Se presiona hacia dentro y hacia abajo sin estirar la piel. Se trata de intentar subir y bajar las cejas mientras estas se sujetan con esta presión:
subir y relajar 10 veces sin dejar de presionar con los dedos en ningún momento.
-Ojos: para evitar bolsas y ojeras, hay que intentar cerrar los ojos con el párpado inferior sin mover el superior y sin fruncir el ceño. Subir y bajar el párpado de abajo 15 veces, lentamente.
En la última, se debe contar hasta 15 con el párpado subido y se relaja después.
-Labios: para eliminar las arrugas y conseguir más volumen labial, con las manos en puño hay que poner los pulgares en la boca, con las manos mirando hacia la encía. Los dedos han de estar entre el labio superior y la encía. Hay que presionar con los labios hacia los dedos y viceversa, y se deben realizar 15 presiones y relajaciones y mantener durante 15 segundos en la última antes de relajar.
-Doble mentón: estos ejercicios son para evitar el descolgamiento de la piel en esta zona. Con los hombros relajados hacia abajo, hay que levantar ligeramente la barbilla y colocar los dedos en los músculos de la mandíbula (los maseteros).
Se desplaza el maxilar el inferior todo lo que se pueda hacia delante, se cuenta 7 segundos y se relaja. Se debe repetir cuatro veces más.

Información: Maria Matrat, directora y profesora de Masaje de la Escuela Vipassana · http://www.vipassana.es

Nos interesa tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s